Infertilidad: ¿Y ahora qué hacemos?


INFERTILIDAD






Cuando una pareja decide dar el paso de unirse en matrimonio generalmente esta promesa de amor eterno viene acompañada del deseo imperante de formar una familia junto a sus próximos hijos y a pesar que un muy mínimo porcentaje no desea descendencia la balanza de la norma se inclina al contrario, sin embargo, existe en algunos matrimonios que encuentran “obstáculos” en el andar del matrimonio, la infertilidad.




Estudios evidencian que en promedio, “de cada 10 parejas en edad reproductiva, 1 o 2 tienen condición de infertilidad”, situación que es considerada por la Organización Mundial de la Salud como una enfermedad del sistema reproductivo y que de acuerdo con el Centro Colombiano de Fertilidad y Esterilidad (CECOLFES) ha aumentado del 20 al 24% en la última década” Caracol Radio (2017).


La infertilidad por parte de alguno de la pareja genera muchos sentimientos, rabia, ira, dolor, culpabilidad entre otros sentimientos que inundan a la persona y salpican la relación llevándola a un decline acelerado, lo importante es tomar la actitud correcta ante esta problemática es por ello que te dejare algunos consejos útiles para llevar una buena relación con tu pareja y poder afrontar juntos la problemática:





Evitar las culpas: Asumir que existe un problema dentro la pareja y más importante aunque no es culpa de nadie en especial de tu pareja, te aseguro que él/ella no desearían estar en esa situación. Asumamos que el problema es la infertilidad y no tu pareja.

Comunicación: Es de gran importancia mantener una comunicación abierta con tu pareja, aunque no sea culpa de nadie es inevitable que duela, y que sea muy difícil tanto individualmente como para la pareja en sí. El hablar de esta herida, sin culpa y sin enojo, no es malo para la relación puesto que el dolor no se debe ignorar, pues si se hace este solo crece. Lo importante es experimentarlo juntos y que esto los haga crecer como pareja, recuerda que los dos están sufriendo, no solo tú.

No lo es todo: Aunque exista un gran deseo de ser padres no lo el único factor que decide tu relación, tu pareja tiene un gran valor y es pieza fundamental del matrimonio seguramente tiene muchísimo más que ofrecer y aportar a la felicidad de ambos. Si enfocas toda tu energía en el problema de infertilidad este se convertirá en un gran monstruo que destruirá tu matrimonio.

Busca ayuda: Siempre es bueno y beneficioso buscar ayuda profesional bien sea para sobrellevar esta situación o buscar opciones y alternativas para lograr ser padres. Lo primordial es no cerrarse y sumirse en el problema.




Es importante redefinir el concepto de matrimonio no todo radica en ser padres, el concepto es mucho más amplio. Tú pareja y tú tienen mucho más que ofrecer para ser felices. ¡Reinvéntate!

Déjame conocer tu comentarios, dudas o sugerencias de temas, puedes escribirme al correo electrónico: [email protected], también puedes seguir nuestra columna en Instagram: @PositivaMente_RDN y suscribirte a nuestro Canal en Telegram: t.me/PositivaMente_RDN.







¡Comparte este artículo!

0 comentarios :

Publicar un comentario

Cargando...